Infografía No Verbal: juega con tus expresiones, juega con tus emociones.

Hace algunas semanas escribí sobre cómo a través de observar y modificar nuestras expresiones faciales podíamos apaciguar la mente, relajarnos y regular nuestras emociones. Hoy y con base en un vídeo del Dr. Paul Ekman que me encontré en Big Think, retomo este interesante tema:

En el audiovisual, el psicólogo estadounidense nos dice que uno de los hallazgos que más le han sorprendido en su carrera fue descubrir que el rostro tiene por sí mismo la capacidad de evocar cualquiera de nuestras emociones universales: 

Si uno dibuja en el rostro cualquiera de las emociones universales, activará la fisiología de esa determinada emoción y entonces uno comenzará a experimentarla…la cara no es sólo un simple sistema de despliegue que te dice que está sucediendo en tu interior; yo puedo autogenerar cualquier emoción a través de realizar los movimientos en mi rostro” Paul Ekman.

¿Será?, ¿Por que no lo intentas? Aquí les dejo algunas infografías no verbales que los pueden ayudar realizar este ejercicio:

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Interesante, ¿no lo crees?, pero quizá es más interesante aún que algunas de estas expresiones nos cuesta mucho más trabajo dibujarlas a conciencia. Por ejemplo:

La expresión más difícil de realizar es la sonrisa que está relacionada con la alegría; la sonrisa por sí misma (sólo extender las comisuras de la boca) no logrará evocar sensaciones alegres, uno debe ser capaz de activar los músculos que rodean a los ojos y sólo el 10 por ciento de las personas con quienes hemos experimentado son capaces de lograrlo Paul Ekman.

¿Eres tú parte del selecto grupo del que habla Ekman?; una vez más te invito a intentarlo:

Diapositiva6

¿Cómo te fue?, ¿Qué sentiste?

Cómo escribí en “¿Quieres relajarte?, comienza por revisar tu rostro”, lo anterior es algo que ya había intuido Edgar Allan Poe y que publicó en su cuento “La carta robada”. Sin embargo, lo que no nos dijo el escritor estadounidense es que esta técnica también podría ser útil para regular nuestras emociones y procurar las sensaciones positivas. En otras palabras, que cuando estamos en un estado emocional no grato, podemos “jugar” un poco con nuestro rostro, intentando recrear una sonrisa auténtica, y que esa “sencilla” acción podría ayudarnos a escapar de un asalto emocional.   

 “La manera en que podemos mejorar nuestra vida emocional es atender conscientemente el proceso de nuestras emociones y eso requiere de mucha práctica…la naturaleza no proveo de las herramientas para lograrlo, por lo que debemos hacerlo por nosotros mismo” Paul Ekman.

José Manuel Guevara S.

Twitter: jmguevaras

Fuente Consultada:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s