Las reacciones no verbales ante el fallo del Tribunal Electoral.

Los procesos electorales son una competencia, y como en cualquier competición, la victoria y la derrota generan diferentes emociones en los participantes.

Ante la decisión del Tribunal Electoral de desechar la impugnación del Movimiento Progresista y de declarar valida la pasada elección presidencial, este tipo de contrastes no se hicieron esperar.

Horas antes de conocer el fallo del tribunal y muy probablemente advirtiendo la dirección de la sentencia, Ricardo Monreal dio una entrevista como queriendo presionar a los magistrados mediante la opinión pública:

Orgulloso y molesto aseguró que había pruebas de sobra para anular la elección.

Con gran consternación ilustró la enorme cantidad de evidencia que se había entregado al tribunal.

Y si bien, aseguró que su movimiento jamás recurriría a la violencia, dibujó una expresión de repugnancia e ira  al decir:

“Pero si el tribunal se niega, no escucha, y no valora las pruebas, si va generar un problema de desconfianza ciudadana que va a carcomer los cimientos de las instituciones”

Cabe señalar que Monreal utilizó expresiones de tristeza y abatimiento al hablar regreso del PRI a “Los Pinos”. Sí, como si más allá de su discurso, él no creyera que la invalidación de la elección fuera posible.

Algo similar observamos en AMLO. Es cierto, consternado y molesto declaró que él no podía aceptar la resolución del Tribunal y entonces convocó a sus seguidores a congregarse el domingo 9 de septiembre para definir lo que sigue.

Sin embargo, hay un evidente cansancio y derrotismo en el semblante del político tabasqueño y aunque él declaró que no se va de la política hasta que la patria sea de todos y no de 30 potentados, yo me pregunto si AMLO tendrá, tanto la voluntad como la salud, para seguir en “su lucha”.

Y es que una de las reacciones evolutivas de la tristeza es la perdida de la energía, entusiasmo e interés por ciertas actividades.

En el patio de enfrente, Pedro Joaquín Codwell celebró el fallo y cordialmente invitó al movimiento progresista a acatar los resultados. Pero no se valla usted con la finta, porque el líder nacional del PRI dibujó expresiones de irá al referirse a las izquierdas y en una clara actitud de distanciamiento, desprecio y hasta cierto temor se dirigió (y cito textual) al “ex candidato de la coalición movimiento progresista”.

Finalmente la cara de la victoria. EPN feliz y orgulloso al recibir su constancia de mayoría y que lo acredita como presidente electo de nuestro país.

Observé usted la imagen. A poco no parece niño con juguete nuevo:

José Manuel Guevara S.

Twitter: jmguevaras

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s