El ABC de la Mercadotecnia Política en Modern Family.

“Se dice que ninguna campaña, por mejor que sea, hace ganar, por sí sola, a un candidato; pero que una mala campaña sí puede hacer perder una elección a cualquiera” Costa Bonino.

Las elecciones presidenciales en los Estados Unidos están a la vuelta de la equina. En poco menos de tres meses, el Presidente Barack Obama buscará su reelección enfrentando al republicano Mitt Romney en las urnas.

Por su historia y tradición en procesos electorales, las campañas en el vecino país del norte suelen espectaculares en lo que a mercadotecnia política se refiere.

En relación a lo anterior, quiero aprovechar un capítulo de la popular serie “Modern Family” para ilustrar algunos conceptos fundamentales en la construcción de una campaña política eficiente.

En el capítulo 19 de la tercera temporada (“Election Day”), Claire Dumphy busca convertirse en “Town Council” a través de una elección local. Todo empieza bastante bien:

  • El objetivo es claro: ganar la elección.
  • La imagen de la candidata es adecuada.
  • Hay una estructura bien definida en el equipo de campaña (dirección, equipo de acción sobre el terreno y aprovechamiento de los recursos humanos)

  • Existe una línea de acción para los colaboradores.
  • La campaña se basa en un problema de actualidad (la seguridad vial del vecindario).
  • Parece que sí existe una segmentación del electorado (adultos mayores).
  • Hay un importante número de medios de difusión (call center, radio, publicidad tierra y una especie de “canvassing” para llevar a adultos mayores a votar).

Sin embargo, conforme avanza el episodio, los problemas y las deficiencias en la campaña empiezan a aparecer:

  • A pesar de contar con una excelente herramienta de difusión (sobre todo considerando el nivel de la elección en la que participan), esta no se logra aprovechar al máximo: primero porque los mensajes trasmitidos por Cameron y Mitchell son improvisados (no previamente construidos y probados en una audiencia como debiera ser) y después porque claramente se desvían de su línea de acción.
  • Siempre es importante recordar que las acciones de un partido o de un candidato afectan directamente la imagen de todos los miembros del equipo de campaña, así como las acciones de los colaboradores afectan directamente la imagen del partido o del candidato.

En relación a lo anterior, podemos apreciar en el capítulo varios errores que afectan la imagen de Claire: Luke patea un letrero con la imagen del candidato opositor, Cameron y Mitchell se dedican a molestar a los peatones con el altavoz del auto y Jay protagoniza un escándalo en plena casilla.

  • Claire comete un claro error de imagen al no quitar la etiquita de su nuevo traje y al intentar removerla con los dientes pierde una prótesis dental. Por si esto fuera poco, horas después asiste a un programa de radio en donde la prótesis se vuelve a aflojar y entonces no puede hablar con claridad.

Las personas que no pueden comunicar eficientemente son consideradas menos aptas para un cargo de representación popular, por lo que la entrevista termina afectando las posibilidades de la candidata.

  • Cameron y Mitchell no fueron los únicos que se salieron de su línea de acción. Phil tenía que llevar a varios adultos mayores a votar y termina llevando sólo a uno. El “Call Center” que la familia Dunphy había montado en su casa entra crisis cuando Luke empieza a hacer promesas de campaña imposibles de cumplir y cuando Gloria se pelea por teléfono con los posibles electores.

Cabe señalar que efectivamente como lo declara Gloria, ella hubiera sido de más provecho en la calle, en la interacción cara a cara como herramienta persuasión y seducción.

Finalmente y a manera de conclusión, si bien hablamos de un programa de comedia, este capítulo ilustra perfectamente el “ABC” de la mercadotecnia política y puede ser considerado como una guía básica de lo que se debe y lo que no se debe hacer en una campaña.

Es cierto, el no haber cometido esos errores no le garantizaba a Claire ganar la elección, pero el cometerlos sin duda afecto sus probabilidades de alzarse con el triunfo.

“El  Marketing  Político  es  el  empleo  de  métodos  precisos  de  estudio  de  la opinión y de medios modernos de comunicación, al servicio de una estrategia política.  Permite  que  un  candidato  o  un  partido  desarrollen  sus potencialidades al máximo, y que utilicen de la manera más eficaz las cartas de  que  disponen.  Llegado  el  momento  y,  especialmente,  en  elecciones ajustadas, puede ser el factor desequilibrante que otorgue el triunfo a una de las partes” Costa Bonino. 

José Manuel Guevara S.

Twitter: jmguevaras

Fuentes consultadas:

Post Relacionados:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s